Escrito por Tendenzias

Paul Newman, adiós a una gran estrella (Parte 2)

Este artículo es la continuación de Paul Newman, adiós una gran estrella (Parte 1).

Paul Newman formó una gran familia. En 1974 filmó un especial para televisión en le que mostró intimidades se su seno familiar, junto con su esposa y sus dos hijas Melissa y Clea. Además, el actor tuvo otra hija con Woodward, Nell, y otras dos hijas de se matrimonio anterior con Jacqueline Witte llamadas Susan y Stephanie.

Pero entre tantas mujeres había un hombre, y muy especial. Scott Newman fue el único hijo varón de Paul. Sin dudas, el momento más duro en la vida del actor fue cuando, en 1978, Scott falleció a causa de una sobredosis accidental de drogas y alcohol. A pesar del gran dolor, Paul Newman se dedicó a la solidaridad y fundó en California el Scott Newman Center, para tratar a jóvenes con problemas de abuso de drogas y alcohol.

Su carrera en cine fue gratificada cientos de veces, pero el merecido Oscar no llegaba. Después de seis nominaciones y ningún premio, Paul Newman fue galardonado en 1986 con un Oscar honorífico. Finalmente, un año más tarde, Newman fue justamente galardonado como mejor actor por The Color of MoneyEl color del dinero – aunque lamentablemente no pudo estar presente en la ceremonia para recibir la estatuilla.

Como una señal de la vida, Paul Newman terminó sus días haciendo uso del conocimiento empresarial heredado de sus padres. Ya siendo un actor reconocido, Paul Newman montó una empresa de alimentos que generó más de 250 millones de dólares de ganancias. Paul Newman donó cada centavo de esta empresa a beneficencia, demostrando que no sólo fue una estrella, sino también una gran persona.

En el pasado mes de febrero, Paul Newman y su esposa Joanne celebraron sus bodas de oro – 50 años juntos – y así demostraron haber sido una de las parejas más sólidas de Hollywood. Sobre el gran amor de su vida, Joanne Woodward declaró: “Lo sexual se va debilitando con el tiempo, la belleza se marchita… pero estar casada con alguien que todos los días te hace reír, eso es maravilloso”.

Paul Newman falleció el pasado fin de semana a causa de un cáncer de pulmón. Paul no quiso hablar mucho sobre su enfermedad – quizás para no victimizarse – pero lo cierto es que todos lo recordaremos por haber sido un enorme actor y una aún mejor persona.

Descansa en paz, Paul Newman.

Vía People.

Paul Newman, adiós a una gran estrella (Parte 2)
44 votos

PrensaCorazon

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos